Hipócritas

🗓️25 de febrero de 2022 |

«Haz lo que yo digo pero no lo que yo hago». Que Ucrania tal cosa, que Putin tal otra, en fin, la hipocresía. Los lideres occidentales se llenan la boca opinando del conflicto entre Rusia y Ucrania cuando ellos se comportan de la misma manera.  Sus manos están manchadas con sangre. No estoy haciendo un juicio de valor sobre el conflicto, analizo simplemente el doble discurso del “primer mundo”.

¿Puede Inglaterra opinar acerca de la intervención rusa cuando ellos invadieron y todavía retienen las Islas Malvinas o el Peñón de Gibraltar? ¿Puede opinar el “liberal” Trudeau cuando congela los fondos de sus compatriotas por protestar pacificamente? ¿No tiene acaso Estados Unidos una base militar en Cuba (Guantánamo) donde detienen gente indeterminadamente y sin juicio? ¿Que pasa con Irak, o Afganistán? ¿Y los bombardeos con drones donde mueren cientos de civiles? ¿Por qué la ONU no interviene con los cascos azules? O será que solo se intervienen los países pobres…

Tantas preguntas sin respuesta. No nos equivoquemos, por Ucrania pasa uno de los principales gasoductos que provee de gas a Europa. El problema para la Unión Europea no es la invasión de Ucrania, es el precio y control del gas. Es la influencia militar que quiere tener la OTAN sobre Rusia. Es tambien una cortina de humo para tapar tantos problemas que tienen, no sea cosa que nos acordemos que el Príncipe Andres este acusado de pedofilia, que Boris Johnson te encerró dos años y él estuvo de fiesta todas las semanas o que te preguntes como se originó la pandemia. En fin, es todo menos amor a Ucrania.

El arte de la guerra se basa en el engaño” decía el estratega Chino Sun Tzu 500 años antes de Cristo. Las cosas siempre tienen varios matices, no te quede con lo que ves en la tele o lees en Twitter, abrí la cabeza y fórmate para que no te manipulen.

La guerra es mala para todos, pero hay que entender por qué se originó para no repetir los mismos errores. Recemos por ambos países, para que la guerra acabe pronto y reine la paz verdadera, la paz de Dios.

Etiquetas:

La Cumbrera

Actualidad, opinión y análisis desde una perspectiva Católica.

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Aceptar y continuar | Más información